15/10/2009

CITA DE BODA

Photobucket
CITA DE BODA CAP 2*
POR CARMEN*
NOTA: Todos los perso*najes y nombres le pertenecen a Stephanie Meyer.
Bella
El viernes yo estaba que saltaba de un lado a otro sin estar quieta por todos lados, es que no sabia que pensar, decir, vestir frente a un hombre de “esos”, Dios todo estaba fuera de control, yo, claramente, también lo estaba al permitir a Alice hacer esto.

Escuche el auto de ella subir por la colina y supe que mi tiempo se había acabado, aquí era donde empezaba mi muerte, si no tenia cuidado. Camine hacia el espejo que había cerca de la entrada de la casa y repase mi imagen una vez más. Me había aplicado mas bien poco maquillaje ya que no me gustaba mucho, solo un poco de sombra y algo de brillo labial, había intentado de todo pero las pecas que tenia sobre la nariz y parte de las mejillas no se iban con nada ni se ocultaban tampoco, y no tenia sentido ocultarlas si a pesar de todo seguirían allí
Había recogido mi pelo por el calor que debía hacer en esta época del año en Australia, dejando al descubierto mi jirafal, delgado cuello y los huesos en el. Yo no tendría por que estar mirándome al espejo esperando que aquel “sujeto” tuviera una buena impresión de mi, yo le estaba pagando ¿no? me sentí cruel y estupida, como siempre yo y mi blandengue corazón que me obligo a pensar, justo ahora en ese hombre y la clase de circunstancias que lo habían llevado a dedicarse a esta vida. Respire mas calmada igual no nos íbamos a conocer en absoluto, iba allí a hacer su trabajo como el nuevo hombre con el que estaba saliendo después de que mi novio me botara a la basura por mi hermanastra

Escuche a Alice aparcar o tal vez fuera Jasper quien viniera conduciendo, el “sujeto” debía venir con ellos

Me quede sin aire a la vez que moría de curiosidad, seguramente se trataba de un tipo que nunca se hubiera fijado en alguien como yo, pero ahí estaba, seguro y dispuesto a interpretar su papel por pago y compasión, más bien por dinero, si, eso era. Sinceramente esperaba que no se encontrara con Jessica y me delatara con su falta de interés en mí
Sonó el timbre…

“dios mío ya esta aquí”

Respire hondo tres veces y abrí la puerta
Tuve dos segundos para reaccionar ya que Alice me lanzo los brazos a cuello y grito mi nombre
- BELLA!!!!!, SI QUE TE HE ECHADO DE MENOS!!
Yo le devolví el abrazo con cariño, era casi reconfortante verla de nuevo
- sigue por favor – dije cuando entro seguida de Jasper, quien menos efusivo que ella me dio un beso en la mejilla
Hola Bella- dijo entro con todo el cargamento de maletas de Alice y la suya, y pensé que era bastante fuerte
Cuando me volví hacia la puerta casi me voy de cabeza, seguramente se trataba de un juego de mi imaginación o un sueño que se había apoderado de mi mientras estaba nerviosa por la espera, seguramente ni Alice ni Jasper acababan de cruzar el umbral ni me habían dejado vía libre para admirar al espécimen de hombre que se hallaba frente a mi

El no podía ser real, ningún hombre era así, o tal vez mi experiencia con ellos me había vedado para admirar a los otros como este que estaba frente a mí y que evidentemente existía

Lo mire de pies a cabeza, zapatos lustrosos, negros, finos, pantalones de lino perfectamente planchados y cortados negros también, tenia piernas musculosas, eso se podía adivinar, la camisa blanca que portaba ceñía, sin hacerlo parecer vulgar, su pecho amplio y sus brazos poderosos, sus manos eran grandes, cuidadas y finas, su cuello y su cara….su cara era todo un sueño, el mentón era perfecto, tenia la nariz recta, aristocrática, y los ojos de una extraña ,mezcla de verde y amarillo, ojos que en ese momento, vi me dirigían una mirada evaluadora, no sabia cual era su veredicto
“santa cachucha” este
hombre era demasiado atractivo y yo sabia que no iba a ir a la par con el y nadie nos iba a creer
- buenos días- saludo con una voz profunda y viril y sentí que mi cuerpo se estremecía, definitivamente para lo que se dedicaba estaba mas que hecho, dudaba mucho que una mujer no quedara satisfecha después de que un hombre así te hiciera el amor
- Bu…bu…buenos…- tartamudee, el sonrió de lado, estaba segura de que se reía de mi atolondramiento, la blancura de sus dientes iluminó aun mas su perfecta cara y yo me quede mirándole la boca como una estùpida
- Bella- Alice llego tras de mi – el es Edward Cullen, es de quien hablamos
Me volví, Jasper estaba tras de nosotros evidentemente al corriente de la situación, no sabia si estaba al corriente de lo que estábamos planeando ni si lo aprobaba o no, aunque dudaba mucho que no hiciera algo que Alice le pidiera, estaba obsesivamente enamorado de ella,
- Hola Edward- murmure casi recuperada – por favor sigue, partiremos en cuanto hayan tomado algo de te
El asintió educadamente y entro con su maleta muy elegante hasta en su manera de caminar
- por favor pónganse cómodos, preparare un poco de te
Tenia que salir de ahí para terminar de calmarme, para cuando llegue a la cocina `pensé en cuanto mas patética había quedado frente a ese tipo, Alice me dijo que ya le había dicho todo así que pensé que seguramente el pensaba que yo estaba loca herví el agua y la lleve con ellos . Con la excusa de que iba a tomar mi te en la cocina y terminar de dejarla organizada me devolví a la cocina
Lave cuanto había ensuciado. Cuando me di la vuelta para ponerlo todo en orden solté el plato que tenia en la mano cuando vi a Edward, que estaba apoyado en la entrada con su taza vacía en las manos
El chasquido del plato al romperse me dio dolor y mas dolor a un cuando la mitad del plato se rompió sobre mi pie
Me volví para que no viera mis lágrimas de dolor, y vergüenza y tendí la mano para que me entregara la taza
- la señorita Brandon me autorizo a que hablara con usted de ciertos aspectos
Escuche tras mi espalda como corría la silla de la mesa y se sentaba sin entregarme la taza
Me di la vuelta cuando toda mi cara estuvo bien, ahí estaba el ángel caído sentado en la zarrapastrosa mesa de mi cocina
Me serví un vaso con agua para intentar calmarme
- no es que le cuente mí vida a desconocidos, pero supongo que contigo debo hacer una excepción, ya que se supone que me conoces bien , en todos los aspectos de mi vida
Cuando lo mire vi otra vez esa mirada evaluadora por mi cuerpo deteniéndose en ciertas partes que no quería imaginar, me pregunte por que me miraba así y el pareció leerme el pensamiento ya que me dijo
- déjeme evaluarla, debo conocer al menos la parte superficial de su cuerpo para hacerme una idea, después de todo la conozco en “todos” los aspectos…
Deje que hiciera lo que quisiera, seguí hablando la verdad sin importarme en donde se posaba su mirada, aunque para una virgen como yo ello debía estar mal, pero es que sentir que un hombre como ese te miraba de esa forma, aun si eras virgen, era de lo más excitante
Seguí contándole todo, lo que supuse ya sabia pero con los detalles, le conté de mi romance con Mike y de cómo el me había dejado por mi hermanastra, de cómo mi madre quería que tuviera un novio y de lo que se suponía íbamos a actuar en la boda de ellos dos
Cuando lo mire tenia la vista en mi cuello, y baje mi cabeza para buscar sus ojos
- es suficiente…- le dije, me parecía que ya sabia el mas de mi cuerpo de lo que sabia yo misma
- me parece bien que quiera dar la cara…- dijo el finalmente apartando la mirada de mi cuerpo
- soy solo una cobarde que tiene que comprar compañía
- aun así, creo que ha pasado muy poco tiempo desde su ruptura, algo que debió ser difícil para usted
- si…pero…quiero demostrar que no soy…lo que en realidad soy…una ardida vengativa y tonta
- las mujeres son especiales, cada una a su manera, estoy seguro de que algún día ese Mike se va a dar cuenta
- no lo creo así, después de todo me dejo, mi hermana es una mujer muy guapa, es rubia y es el sueño de cualquier hombre- me interrumpí para dejárselo claro, esperaba que me hiciera caso - se que te gustara pero debes hacer un esfuerzo, por mi…se supone que te llevo para que me ames, no para que actúes de viejo verde mirando a otras y menos a ella
El me miro intensamente y supe que sabía que estaba más que loca
- empezaremos por tutearnos, hablaras mas bien poco y te inventaras cualquier cosa en cuanto mi padre y sus amigos te pregunten a que te dedicas…nos conocimos en un juego de mesa, póquer, en un casino…, nos gustamos y estamos saliendo en miras de afianzar la relación, esa es la impresión que se llevara mama
El me escucho atentamente, no se si grabo toda la información que le di, pero esperaba que si, cuando todo estuvo claro cogì la taza y la lleve al fregadero, lave todo y lo deje listo,
Ambos entramos en la sala lista hacia donde fuera que esto nos condujera